Es Firó de Sóller
La fiesta popular más concida de Sóller
Volver al Blog
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on email
Share on whatsapp

La historia de Es Firó de Sóller: una de las fiestas populares más conocidas de Mallorca.

Cada año en Sóller, se celebra el segundo lunes de mayo una de las fiestas populares más conocidas del municipio y de Mallorca: Es Firó. Conmemora el desembarco de corsarios turcos y argelinos en el puerto de Sóller el 11 de mayo de 1561.

En el siglo XVI, la piratería y el corsarismo eran prácticas navales militares muy frecuentes en el mar Mediterráneo y por ello los ataques a las costas eras muy habituales.

¿Cómo fue el ataque a Sóller? Continúa leyendo para saber más.

A principios de mayo de 1561 el Virrey de Mallorca, Guillem de Rocafull, envió dos fragatas corsarias al norte de África. Su objetivo: atacar las costas de Argel, consideradas un nido de piratas que atemorizaba a todo el Mediterráneo. Las fragatas del virrey capturaron ocho turcos, quienes después de ser torturados, dijeron que una escuadra turca y argelina atacaría en breve las costas del Mediterranéo occidental y uno de los objetivos era un municipio de la costa mallorquina. Pero no dijeron cual…

Días después, el 10 de mayo, llegaron noticias de que una flota de 23 naves turcas había llegado a Eivissa para provisiones de agua. El virrey supo enseguida que su próximo destino sería Mallorca, pero el objetivo aún no estaba claro, así que dio aviso a todos los capitanes de cada pueblo se organizasen para la defensa.

Port de Sóller
Port de Sóller

El domingo, 11 de mayo de 1561, día de Sant Ponç, la flota turca llegó en Ses Puntes: eran entre 1700 y 1800 turcos y argelinos. Se cree que eran guiados por un antiguo esclavo huido que conocía muy bien la zona.

Los piratas desembarcaron poco antes de las 4 de la madrugada. Enseguida, los guardias del Coll de s’Illa se dieron cuenta de su presencia, fueron corriendo hacía el pueblo haciendo sonar el cuerno para dar aviso a toda la población.

Los musulmanes subieron todos juntos hasta el Coll de s’Illa y desde allí continuaron hacia la possessió de Sa Figuera, Son Llempaies i Coll de’n Borrassà, hasta llegar a Son n’Avinyona donde se separaron en dos grupos.

El más grande fue hacia s’Horta con la intención de cruzar el Pont de’n Barona y entrar en el pueblo de Sóller por Carrer Nou. El otro grupo entró por Ses Argiles, carrer de la Victòria y carrer Lluna. De esta forma los sollerics se encontraron de madrugada entre dos fuegos…. Muy astutos los corsarios.

Es frió de Sóller
Es Firó de Sóller

Los musulmanes, que creían que tenían el factor sorpresa de su parte, se confiaron demasiado… no sabían que el virrey conocía ya su presencia y que había puesto en marcha todo el sistema defensivo: envió a Sóller al capitán de armas para reunir a todos los hombres capaces de sujetar un arma y luchar y pidió ayuda a los municipios de Bunyola y Alaró. En total fueron reunidos entre 450 y 500 hombres de Sóller y Fornalutx bajo las órdenes del capitán Joan Angelats y 111 hombres de Bunyola y Alaró bajo las órdenes de los capitanes Ignasi Garcia y Pere de Sant Joan respectivamente.

A las 5 de la madrugada, una hora después del desembarco, llegó el aviso a Sóller del desembarco de los piratas, justo en el momento que el capitán Angelats acababa de reunir a sus hombres y los situaba en el Camp de s’Oca (el acceso al puerto más rápido). Al mismo tiempo, el Joan Angelats dio orden de hacer sonar las campanas y que las mujeres, personas mayores y niños abandonasen el pueblo y se refugiasen en las montañas. Con ellos envió al capellán Antoni Canals para ayudar en el desalojo.

Es Firó de Sóller
Es Firó de Sóller

Poco tiempo después, el grupo más numeroso de piratas llegó al Puente de’n Barona, y desde el puente descubrieron el campamento cristiano.

En aquel momento hubo muy confusión, ya que no esperaban esta sorpresa cristiana. No sabían cuántos eran ni su capacidad de defensa, así que decidieron empezar a disparar desde el puente para ver como reaccionaban los cristianos de Joan Angelats.

En aquel momento llegaron noticias desde Sóller: otro grupo de piratas ha entrado  por otro lado y están saqueando el pueblo. Ahora son los cristianos que están confundidos y sorprendidos. Tienen que tomar una decisión rápida.

El sargento Antoni Soler, un veterano de los ejércitos de Felipe II, comentó que la  mejor opción era luchar contra el grupo el puente y después volver a Sóller para defenderla. Y así lo hicieron.

Envalentonados los sollerics, atacaron con todo lo que tenían a los turcos y argelinos. Viendo el feroz ataque, los musulmanes huyen hacia el puerto y en son Avinyona los cristianos consiguen matar al rais (capitán) de los invasores: Yusuf, hijo de Ulutx Alí, comandante de la flota.

Dirección al puerto, los invasores se encontraron otra sorpresa: bandolers (bandidos) con perros de presa que les hacen frente, atacan y los dispersan.

Es firó de Sóller
Es Firó de Sóller

Una vez huidos los invasores, el capitán Angelats decide esperar con el grupo en Son Avinyona ya que cree que el grupo que está saqueando el pueblo volverán al puerto por allí. Y no se equivocó.

Al cabo de un rato, aparecieron los corsarios cargados con el botín: ropa, dinero, joyas…. Y prisioneros.

Así empieza otra batalla en Son Avinyona donde los turcos se asustan del feroz ataque cristiano y huyen abandonando todo el botín y las armas.

Los musulmanes que sobrevivieron partieron del puerto de Sóller poco después del mediodía.

Es firó de Sóller
Es Firó de Sóller

Parece ser que se contabilizaron 211 turcos muertos, entre ellos los tres rais y 6 sollerics, sin contar la gran cantidad de heridos de ambos bandos, alguno de los cuales posiblemente murieron debido a las heridas.

Gran parte del botín fue recuperado. Al final del día todos los objetos recuperados fueron depositados en la plaza del pueblo y devueltos a sus propietarios bajo previo juramento.

Además cabe señalar otro hecho que hoy en día también se representa en la celebración de Es Firó, y no es otro que el de Les Valentes Dones, cuando las dos mujeres de Can Tamany, Francisca y Catalina Casesnoves,  mataron a dos musulmanes que intentaban atacarlas con la barra con la que cerraban la puerta.

Es firó de Sóller
Es Firó de Sóller

Tour Teatro – visitas guiadas en Palma y Mallorca